JUPITER, Florida, EE.UU. (AP) — Las Grandes Ligas cancelaron el día inaugural de la campaña, la primera vez en 27 años que el béisbol no disputará juegos por un conflicto laboral, tras el colapso de unas ásperas negociaciones al filo de un plazo fijado por los dueños de los equipos.

El comisionado Rob Manfred confirmó el martes la cancelación de las dos primeras series de la temporada, que debía inaugurarse el 31 de marzo. Así, la campaña se reduciría de 162 juegos a cuando mucho 156.

“Agotamos todas las posibilidades de alcanzar un acuerdo antes de la cancelación de juegos”, dijo Manfred durante una conferencia de prensa en el jardín izquierdo del Roger Dean Stadium.

Mientras, un grupo de fanáticos frente al inmueble, la casa de pretemporada de los Marlins de Miami y los Cardenales de San Luis, coreaba: “¡Queremos béisbol!”.

A unas cinco millas (ocho kilómetros) y unos 90 minutos después, la Asociación de Peloteros realizó su propia conferencia de prensa en un hotel. El líder sindical Tony Clark y el jefe negociador Bruce Meyer aparecieron flanqueados por los lanzadores Max Scherzer y Andrew Miller —miembros del subcomité ejecutivo de ocho integrantes.

“Esto se ha ido provocando durante años, al ver las cosas que han ocurrido, específicamente durante el transcurso de este último contrato colectivo”, dijo Scherzer. “Las cosas que han ocurrido a diferentes peloteros en ciertas situaciones absolutamente necesitan corregirse”.

Manfred dijo que las mayores y el sindicato no tenían planes de negociaciones futuras. Los peloteros no recibirían su salario por los juegos cancelados.

“Mi mayor esperanza era que lográramos rápidamente un acuerdo”, dijo el comisionado. “Estoy realmente decepcionado por el hecho de no haberlo conseguido”.

Las partes habían logrado avances durante 13 sesiones de negociación que abarcaron 16 horas y media el lunes. Luego, MLB envió a la asociación de jugadores su “mejor y última oferta” el martes, en el noveno día consecutivo de negociaciones.

Los peloteros rechazaron esa oferta, dejando servida la mesa para que MLB hiciera efectiva la amenaza de cancelar el día inaugural.

“El de hoy no fue un día particularmente productivo”, reconoció Manfred.

Poco después, el sindicato manifestó su postura en un comunicado.

“Rob Manfred y los dueños de clubes de las Grandes Ligas han cancelado el inicio de la temporada”, indicó. “Los peloteros y fanáticos de todo el mundo que aman al béisbol están indignados pero lamentablemente no están sorprendidos… Lo que Rob Manfred calificó como un ‘cierre patronal defensivo’ es, en realidad, la culminación de décadas de trabajo de los dueños para intentar romper nuestra fraternidad de jugadores.

“Al igual que antes, esta gestión fracasará”.

A las 5:10 de la tarde, Manfred difundió un comunicado que confirmó la cancelación del inicio de la campaña.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here