El salsero puertorriqueño Tito Rojas, fallecido el pasado sábado de un presunto ataque al corazón a los 65 años, fue velado este martes 29 de diciembre en su pueblo natal de Humacao, en Puerto Rico, y será sepultado el miércoles.

La multitud afuera del Coliseo Marcelo Trujillo Panisse cantó a una voz su éxito “Nadie es eterno”, el cual llama a las personas a no sufrir por las personas que mueren. Algunas personas bailaron salsa y otras lloraban.

La crónica del medio boricua Primera Hora detalla que la llegada del coche fúnebre al coliseo Marcelo Trujillo Panisse, cerca de la 1:00 p.m., provocó el fervor de la fanaticada que retó los riesgos de la pandemia del COVID-19 para honrar a quien reconocen, no solo por su poder salsero, sino por su calidad humana.

Gritos de “Tito, Tito” y otros que recordaban algunas de sus frases populares, como “Perdona sae´” y “Coge pa´ tu casa”, enmarcaron el momento en que varios músicos de la orquesta de Rojas cargaron el féretro hacia el interior del coliseo para iniciar el velatorio público que se extendió hasta las 6:00 p.m.

El Gallo será sepultado este miércoles 

El sepelio de El Gallo Salsero se realizará este miércoles, 30 de diciembre, a partir de las 10:00 a.m., estará a cargo de la Funeraria Toñito Flores en Humacao y será uno privado. “Agradeceremos todas las muestras de apoyo con la familia en estos momentos tan difíciles”, expresaron familiares.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here