SANTO DOMINGO. – La expresidenta del Senado, Cristina Lizardo, fungió este martes como testigo a descargo de Andrés Bautista y, al exponer ante las juezas, manifestó que la gestión del excongresista como mandatario de la Cámara Alta fue pulcra y responsable.

Lizardo, declaró que no observó ni escuchó ninguna práctica irregular en el hemiciclo senatorial, que todos los proyectos que se conocieron respecto de Odebrecht fueron aprobados en el Senado cumpliendo con el reglamento del Senado y la Constitución de la República.

En adición, señaló la profesora Lizardo miembro del Comité Político del PLD, que en los períodos en que fue senadora la mayoría del hemiciclo estaba conformada por senadores del PLD, y fue donde más se aprobaron los contratos de Odebrecht. Apuntó que la aprobación del Acueducto de Samaná y sus adendas se hizo bajo la presidencia del Reynaldo Pared Pérez, afirmando que el Senado sólo puede aprobar o rechazar el contrato remitido para su conocimiento.

La expresidenta del Senado fue abordada por los abogados del consejo de defensa del señor Andrés Bautista, integrado por los Licdos. Carlos Salcedo, quien la dirige, Jorge López Hilario y Thiaggo Marrero Peralta, sobre sobornos vinculados con el señor Andrés Bautista, respondió que no hubo sobornos en el Senado, al momento de aprobar los contratos y adendas de Odebrecht.

La testigo Lizardo, por igual, manifestó “Andrés Bautista como legislador fue correcto, amable, preocupado por su provincia y la región, de un comportamiento correcto”.

Agregó, además, que como presidente del Senado “Andrés Bautista fue un presidente ejemplar, que en todo momento cumplió con los reglamentos del Senado y la Constitución, tal y como constan en las memorias de la presidencia del Senado del señor Andrés Bautista”.

En ese sentido, Lizardo agregó que Bautista «siempre fue muy estricto en el cumplimiento de los reglamentos» del Congreso Nacional y añadió que su norte fue hacer una legislación responsable. «Siempre fue muy comprometido con su provincia y su gente. Se manejó con mucha calidad en sus funciones de legislar, representar y dar seguimiento», indicó la exsenadora.

En ese orden y en la misma ponencia ante el Tribunal, Lizardo aseguró que mientras fue senadora (2006-2020) nunca vio ni escuchó ningún indicio de entrega de sobornos mientras Bautista fue presidente del Senado ni en lo adelante.

Hoy también la defensa de Andrés Bautista terminó la incorporación de sus pruebas documentales, ilustrativas y audiovisuales, para un total de 285 pruebas con las que se demuestran la inexistencia de sobornos, el patrimonio lícito del expresidente del Senado y las violaciones a los derechos fundamentales por parte de la Procuraduría General de la República encabezada por Jean Alain Rodríguez, con la divulgación del vídeo de su arresto en conjunto con otros imputados en una gran operación policial presentada en vivo a los medios de comunicación.

Asimismo, comparecieron ante el tribunal líderes empresariales del sector agropecuario, como Fernando Fernández, presidente fundador de INCARNA, Francisco Leonis Fernández, presidente de AGROFEM, el ingeniero Carlos Porello Reinoso y el exministro de agricultura, Osmar Benítez.

Estos testigos señalaron al tribunal que Andrés Bautista es un productor agropecuario de larga data, de los más exitosos del país y que desde los años setentas posee granjas porcinas modelos, con una producción de más de 600 cerdos por semana, lo que implica un alto volumen de ventas, de más de un millón de pesos diarios, sin contar con las demás fuentes de ingresos.

Tanto el exministro de Agricultura y director ejecutivo de la Junta Agroempresarial Dominicana (JAD), Osmar Benítez, como los empresarios que comparecieron destacaron que Andrés Bautista y sus hermanos fueron pioneros en el país al instalar un centro genético porcino para mejorar la producción nacional, lo cual permitió que el país fuera competitivo en la producción porcina.

Además, los testigos coincidieron en que la trayectoria empresarial de Andrés Bautista es de cinco décadas, siendo durante los años ochenta en varias oportunidades presidente de la Cooperativa Avícola Nacional y la Cooperativa Nacional de Productores de Cerdos (CONAPROCE).

Igualmente, manifestaron que la producción agropecuaria de Bautista nunca ha cesado, a pesar de sus actividades políticas, a las que llegó después de veinticuatro años como productor agropecuario, según afirmó el empresario y testigo Fernando Fernández.

De igual forma, compareció Carlos Porello Reinoso, quien reconoció no solo que las granjas de los hermanos Bautista, Andrés y Wilfredo, son pioneras en la calidad porcina y de un gran volumen de ventas, sino que crearon junto a él y otros grandes empresarios del subsector porcino el primer centro genético para poder mejorar la calidad de los cerdos en el país.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here