En el 47 aniversario de su cobarde asesinato

Orlando Martínez Howley: símbolo del periodismo crítico. Con apenas 31 año de edad había alcanzado la categoría de director de la influyente y prestigiosa Revista Ahora y columnista de fuste del periódico El Nacional. Columna muy leída por los distintos sectores de la sociedad, de nombre, «Microscopio«.

Ejerció el periodismo crítico, ético, convirtiéndose en el símbolo del periodismo de opinión, cuestionador de las cosas mal hechas, defensor de la democracia, de la libertad de expresión y difusión del pensamiento, de nuestros patrimonios y crítico del gobierno del doctor Joaquín Balaguer (de los 12 años) y de sus funcionarios.

Le importó el presente y el futuro del país y aportó su granito de arena a través su valiente pluma a la concienciación de la sociedad, de la necesidad de combatir y desterrar la corrupción de las instituciones públicas, las prácticas antidemocráticas del gobierno de turno para quedarse en el poder, defensa de nuestros recursos y riquezas, y defendió también, el derecho de los campesinos a trabajar la tierra.

Orlando fue un periodista comprometido con la buena marcha de la sociedad, de la democracia y del ejercicio ético de la profesión de periodista.

Su nombre tiene una gran carga moral en la sociedad y en la profesión. Es un ícono de la profesión de periodista, comprometido con lo mejor del país. Lo creyó y lo practicó.

En el 47 aniversario de su asesinato a tiros limpios por un escuadrón de la muerte reivindicamos su ejercicio responsable del periodismo, el cual es un faro de luz que alumbra a la sociedad.

Los autores materiales de su cobarde asesinato ,25 años después fueron condenados por la justicia dominicana a 30 años de prisión, pero el autor o los autores intelectuales, aún no son conocidos oficialmente ni traducidos a la justicia, para que pague o paguen por el atroz hecho.

La PAGINA EN BLANCO que dejó el doctor Balaguer en su obra: «Memorias de un Cortesano en la Era de Trujillo», aún permanece en blanco. Pero, se conocerá, nada es para siempre.

Su madre, Doña Adriana Howley y sus hermanos , Sergio, Bélgica y Nixon jugaron un papel de mucha responsabilidad en defensa de su Orlando. Al igual que Narciso Usa Conde y su esposa y el CDP.

!Que surjan muchos Orlando Martínez Howley en el periodismo nacional. Enhorabuena!.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here